Reducción de emisiones por deforestación y degradación

Poderosas herramientas contra el cambio climático.

La protección de los bosques y la reducción de emisiones por deforestación y degradación, una estrategia conocida como REDD, no sólo son herramientas poderosas contra el cambio climático, sino que también son esenciales para apoyar a las comunidades y la biodiversidad del mundo.

Es por eso que TNC ha estado desarrollando, probando e implementando actividades REDD alrededor del mundo durante los últimos diez años, para proteger los bosques, combatir el cambio climático y beneficiar a las comunidades locales.

Nuestra experiencia demuestra que REDD funciona. Si se realiza correctamente, REDD puede ser la base para una nueva manera vital de proteger tanto a las personas como a la naturaleza de los devastadores impactos del cambio climático.

Por qué REDD es esencial: Incentivos para la protección de los bosques

Los bosques son el hogar de más de la mitad de las especies terrestres del mundo y proporcionan alimentos, agua, refugio e ingresos a millones de personas alrededor del mundo. Sin embargo, los bosques del mundo están desapareciendo a una velocidad alarmante. Cada año, desaparecen unos 130.000 km2 de bosque.

Actualmente, los países tienen menos incentivos económicos para preservar sus bosques. Al no ponérsele precio al valor del carbono almacenado en los árboles, los bosques se consideran más valiosos por la madera, la tierra de cultivo o el pasto que como sistemas saludables estables.

La política internacional actual, incluyendo el Protocolo de Kyoto, no reconoce las actividades REDD como estrategia contra el cambio climático. Así es que, mientras los fabricantes en países desarrollados pueden obtener ayuda económica para disminuir las emisiones de carbono industrial, los países en vías de desarrollo no pueden recibir créditos para reducir los gases de efecto invernadero provenientes de una de sus fuentes más grandes: la deforestación.
 
Protección de bosques, generación de ingresos para países en vías de desarrollo

En los próximos años, el mundo en vías de desarrollo producirá más emisiones que producen cambios climáticos que todos los países industrializados juntos, y la deforestación será la principal fuente de emisiones en muchos de ellos.

Por ejemplo, la deforestación en Indonesia produce el 80 por ciento de las emisiones anuales de carbono de ese país, lo cual lo ubica entre los mayores emisores junto a los Estados Unidos y China.

Pero, a través de las actividades REDD que dan importancia a los bosques saludables y a través de la creación de mercados comerciales de carbono que permitan a los países en vías de desarrollo vender créditos conseguidos mediante la protección de los bosques, los países en vías de desarrollo pueden generar ingresos a partir de la protección de los bosques en lugar de hacerlo a partir de su destrucción.

Nuestra experiencia REDD

Los proyectos REDD de TNC incluyen los siguientes:

  • Bolivia: Nuestro Proyecto de Acción Climática Noel Kempff Mercado, iniciado en 1997, fue el primer programa de conservación de bosques del mundo en disminuir las emisiones de carbono verificado científicamente por un tercero. Se espera que el proyecto, que protege 642.184 hectáreas de bosque, prevenga 5,8 millones de toneladas de emisiones de dióxido de carbono durante treinta años.     
  • Brasil: Aproximadamente el 70 por ciento de las emisiones de Brasil provienen de la destrucción de sus selvas, lo que lo transforman en uno de los principales emisores de gas de efecto invernadero del mundo, sólo después de los Estados Unidos, China e Indonesia. TNC trabaja con propietarios, funcionarios del gobierno, empresas y comunidades indígenas para establecer dos proyectos forestales piloto de secuestro de carbono a gran escala que cubrirán 19,2 millones de hectáreas combinadas de la Amazonía brasilera, un área de más del doble del tamaño de Portugal.

Estudios preliminares revelaron que estos programas pueden prevenir la deforestación de casi 1,8 millones de hectáreas en la próxima década y reducir las emisiones de aproximadamente 980 millones de toneladas de dióxido de carbono.

  • Indonesia: TNC trabaja con agencias gubernamentales, comunidades locales y otras organizaciones para desarrollar un programa REDD que abarcará toda la jurisdicción del Distrito de Berau de Indonesia (un área del tamaño de Belice). Estos son algunos de los beneficios de este proyecto:
  1. Evita 10 millones de toneladas de emisiones de dióxido de carbono durante cinco años.
  2. Mejora las oportunidades económicas de las comunidades locales.
  3. Protege la vida silvestre, incluida una de las poblaciones de orangutanes más grandes del mundo.

El gobierno indonesio anunció recientemente que el programa de Berau servirá como proyecto piloto para apoyar la creación de un programa REDD a nivel nacional en toda Indonesia.

TNC trabaja con las autoridades responsables y otros socios para lograr un objetivo final: proporcionar a los países los incentivos y el apoyo que necesitan para desarrollar programas REDD a nivel nacional a fin de reducir la deforestación a una escala lo suficientemente grande como para combatir el cambio climático.