Océanos

La región de México y el Norte de Centroamérica (MNCA) cuenta con dos paisajes marinos de importancia mundial. El Golfo de California soporta el 70% de la pesca en México y contribuye $900 millones de dólares a la economía del país anualmente. El Arrecife Mesoamericano abarca 1000 km de las costas de México, Belice, Guatemala y Honduras. Es el segundo sistema arrecifal más grande del mundo y alberga la agregación más grande de tiburón ballena. También es un importante destino turístico que genera $6 mil millones de dólares al año.

EL RETO PARA LA CONSERVACIÓN

Aunque la pesca comercial y el turismo generan ingresos, también debilitan los ecosistemas, mismos que producen peces, atraen turistas y protegen de tormentas a las costas. La sobrepesca y las prácticas destructivas amenazan con colapsar las pesquerías. El desarrollo costero insostenible aunado al cambio climático es devastador para los ecosistemas que aportan servicios para la sociedad y la economía como almacenamiento de carbono, filtración del agua, hábitat de peces y atracción turística. La principal causa es la toma de decisiones basadas en la falsa creencia que el capital natural es inexhaustible. Aunque estos retos parecieran desalentadores, existen también condiciones favorables y oportunidades para la impulsar la conservación de los ecosistemas marinos de la región.

NUESTRO TRABAJO


The Nature Conservancy juega un rol catalítico en la conservación marina al movilizar voluntad política y recursos públicos y privados para generar soluciones escalables, aprovechando nuestra experiencia en pesquerías, planeación espacial marina, resiliencia climática y financiamiento para la conservación. Nuestro trabajo se enfoca en dos paisajes marinos prioritarios:

ARRECIFE MESOAMERICANO


Trabajamos en el Arrecife Mesoamericano para reducir la vulnerabilidad ante el cambio climático mediante la protección y restauración de los ecosistemas que brindan protección y recursos pesqueros. Implementamos también estrategias para proteger las pesquerías, asegurar cadenas de suministro sostenibles y para impulsar a las industrias locales pesqueras.  

GOLFO DE CALIFORNIA

La conservación en esta región se ha llevado a cabo de manera aislada y sin una visión sistémica que integre esfuerzos. En 2012, The Nature Conservancy lanzó la Iniciativa Marina para el Golfo de California a fin de movilizar voluntad política, financiamiento y a diversos grupos de interés para implementar soluciones que transformen el manejo marino en la región.

RESULTADOS A 2020

  • 9 millones de hectáreas marinas bajo manejo sostenible
  • 3,600 personas con mejores medios de vida
  •  $6 millones usd invertidos anualmente en manejo pesquero y conservación marina
  • 23.2 millones de hectáreas de áreas profundas marinas protegidas
  • 1,200 personas capacitadas en el manejo de recursos marinos y pesquerías
  • 12 municipios invirtiendo en soluciones naturales para reducir el riesgo climático

CÓMO LO LOGRAMOS

Las actividades humanas planificadas, sostenibles  y basadas en la ciencia pueden llevarnos a un futuro donde la prosperidad humana no sea a costa de la salud de los océanos. Es necesario emprender una revolución en conservación que sostenga a los ecosistemas marinos y costeros, que soporte pesquerías abundantes y que integre el manejo de los océanos. Al reunir gobierno, industria, comunidades, financiamiento y conservación podemos colocar al desarrollo marino sobre una trayectoria sostenible.  

“Los mares de MNCA son espacios de enorme riqueza natural. Estamos construyendo alianzas con una diversidad de socios para equilibrar la conservación con las necesidades económicas y sociales y así sostener la abundancia del océano.” - Diana Bermúdez, Directora del Programa Océanos, MNCA

Proteger
los ecosistemas marinos y costeros que sostienen las pesquerías y protegen a las comunidades y la infraestructura

Transformar
las prácticas, políticas e incentivos para mejorar la salud y resiliencia de los ecosistemas costeros

Inspirar a aquellos que impulsan el desarrollo marino y costero para mejorar el manejo de las pesquerías e invertir en infraestructura natural