Cancún, Quintana Roo.  5 de diciembre de 2016.




México Comprometido con la Conservación de sus Mares

El presidente de México, Enrique Peña Nieto, a través de la Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales (SEMARNAT) y la Comisión Nacional de Áreas Naturales Protegidas (CONANP), firmó hoy el decreto para crear tres nuevas reservas de la biósfera marinas en el marco de la Conferencia de la Organización de las Naciones Unidas sobre Biodiversidad COP13.

The Nature Conservancy (TNC) —organización ambiental internacional con más de 30 años de trabajo de conservación en México— felicita al gobierno de México por refrendar su compromiso con la conservación de hábitats marinos fundamentales en términos de biodiversidad única en el mundo y de su importancia económica para las comunidades que dependen ellos para subsistir.  Con estas nuevas Áreas Marinas Protegidas el país alcanza un total de 22.05% de sus áreas costeras y marinas bajo este esquema de manejo.  TNC congratula a México por cumplir con cumplir los acuerdos internacionales para alcanzar la Meta 11 sobre Áreas Marinas Protegidas de la Convención de Biodiversidad.

TNC colaboró con agencias gubernamentales y otros actores aportando la información científica necesaria para la creación de las nuevas Áreas Marinas Protegidas.

“Reconocemos la importancia que México da a sus mares con acciones como éstas,” dijo Juan Bezaury Creel, representante en México de TNC.  “Para nosotros es un honor haber colaborado con instituciones gubernamentales, a través de nuestro enfoque científico, para alcanzar estas metas de conservación”, agregó.

Los océanos ofrecen beneficios naturales que son el sostén de las economías costeras, además de brindar oportunidades para el sector turístico y ayudar a proteger a las comunidades de fenómenos naturales extremos, entre otros.  Por lo tanto, mantener la salud de los ecosistemas marinos es esencial.

Para cumplir con esta meta de conservación, el Programa Global de Océanos de TNC apoya diversas estrategias integrales de conservación marina en cinco continentes en todo el mundo, siendo las Áreas Marinas Protegidas una de las herramientas clave para proteger y conservar los mares.  Lo anterior se logra con el apoyo y la colaboración de las comunidades locales, la academia, así como los sectores público y privado con el objeto de alcanzar un equilibrio en el uso sustentable de los recursos marinos, incluyendo las pesquerías.

Conozca más sobre los esfuerzos de conservación de océanos de TNC y sobre nuestro trabajo en México.

Información de Contexto:

Reserva de la Biósfera Islas del Pacífico de la Península de Baja California:  cuenta con 1.16 millones de hectáreas y se ubica al oeste de las costas de la península de Baja California, en el océano Pacífico.  Luego de un proceso de 11 años de consultas y negociaciones entre diversos actores, la creación de esta reserva representa un esfuerzo sin precedente por proteger la brecha más grande de México respecto a conservación insular a través una zonificación de usos múltiples.  Esta reserva no sólo protege las superficies insulares, sino también a una amplia porción de las aguas circundantes donde se alimentan especies de mamíferos y aves que habitan y se reproducen en las islas, al mismo tiempo que se protegen zonas pesqueras de las cuales dependen las cooperativas locales.

Reserva de la Biósfera Pacífico Mexicano Profundo: Es un área natural protegida de mar profundo y uso múltiple que cuenta con 57.78 millones de hectáreas en la Zona Económica Exclusiva del Pacífico Sur y es la ANP más grande del país. 

Incluye a la columna de agua a partir de los 800 metros bajo el nivel del mar y protege a los ecosistemas del fondo marino.  Se permitirán actividades pesqueras y extractivas siempre y cuando no se utilicen artes de pesca o métodos de extracción que requieran del arrastre sobre los fondos marinos y se realicen fuera de las zonas núcleo estrictamente protegidas. Adicionalmente, esta zona contribuirá a la captura de emisiones de carbono a través de acciones de adaptación y mitigación al cambio climático.  Es alentador que México adopte medidas para proteger el océano profundo implementando resoluciones adoptadas en el marco de Naciones Unidas (Resoluciones 61/105, 62/74, entre otras).  Lo anterior se suma a otras medidas adoptadas por la Unión Europea y previamente por otros países, así como de la FAO y sus organizaciones regionales de manejo de pesquerías.

Reserva de la Biósfera Caribe Mexicano:  cuenta con 5.75 millones de hectáreas y se ubica en la costa oeste de la península de Yucatán en el mar Caribe.  Para su creación se llevó a cabo una consulta pública intensiva de 7 meses, donde la participación de actores directamente relacionados con la pesca y el turismo fue crucial.  Esta área incluye casi el 50% de la longitud del arrecife Mesoamericano, que se desarrolla a lo largo de 1005.84 kilómetros entre el extremo norte de la península de Yucatán, a través de Belice, Guatemala y Honduras.  Se conservarán y manejarán sustentablemente los arrecifes de coral, humedales costeros y hábitats marinos profundos de forma permanente gracias a esta área natural protegida.


Contactos