Venezuela
Los inmensos llanos

llanos_vzla1 

Los inmensos Llanos de Venezuela son una de las sabanas tropicales más ricas del mundo. Este mundo plano, ganadero y de llanuras de pastos compartidos con Colombia, está lleno de vida silvestre albergando más de 100 especies de mamíferos y 300 de aves. 

El poderoso Río Orinoco, considerado el tercer río más caudaloso del planeta, corta el corazón de los Llanos. Sus aguas fluyen continuamente a través de Venezuela en busca del Océano Atlántico,  atravesando diversos paisajes como bosques secos, llanuras, y sabanas inundables antes de dispersarse y formar su delta con pantanos y manglares en su aproximación al mar.

Animales

Estos diversos paisajes proporcionan un hábitat ideal a una gran variedad de especies como nutrias gigantes de río, ocelotes, pumas, jaguares, osos hormigueros, chigüires, delfines de río, boas, anacondas y tortugas terecay. Los Llanos también albergan armadillos gigantes y caimanes del Orinoco, uno de los reptiles más amenazados en el mundo.

Garzones soldados, tántalos americanos, guacamayas bandera, garzas-paleta, garzas reales, águilas y halcones son algunas de las especies más grandes que habitan este ecosistema. Las sabanas también proporcionan un hábitat seguro de invierno a las más de 130 especies de aves migratorias neotropicales, incluyendo garzas patiamarillas, varias especies de andarríos (chorlos y playeros), arroceros migratorios y charlatanes. Grandes bandadas de tres especies de patos, las yaguasas cariblancas, las yaguasas de pico rojo y las yaguasas bicolores son visitantes regulares de las sabanas inundadas. Otros visitantes de invierno son el elanio tijereta y el gavilán de ala ancha.

Plantas

Las grandes sabanas de los llanos presentan una vegetación muy típica constituida por pastizales, chaparrales, arbustos achaparrados y pequeños bosques de galería con plantas y árboles adaptados a condiciones muy secas y a la presencia estacional del fuego.

Entre las principales especies están los árboles de samán, carocaro y pardillo que se encuentran en tierras bajas y secas, mientras que palmas de moriche y coco de mono crecen en los bosques de galería muy cerca de fuentes de agua y zonas de inundación. Las fértiles planicies proporcionan un hábitat ideal para los árboles caducifolios (que pierden sus hojas en temporada seca) tales como cedros, ceibas, caobas y araguaneyes, árbol nacional de Venezuela.

Porqué TNC trabaja aquí

Los Llanos son una de las sabanas más grandes de Suramérica y su sistema hidrológico de sequía e inundación es, todavía, uno de los menos afectados en términos ecológicos. Aún albergan una gran diversidad biológica, pero ya empieza a verse afectada por la ganadería, la expansión de la agricultura, la industria maderera, la exploración petrolera y la invasión de pastos foráneos. Otros impactos son menos obvios pero igual de letales, como el uso de agroquímicos para contrarrestar plagas que afectan los cultivos industriales y que tienen relación con la disminución de algunas especies.

Logros de conservación

TNC trabaja con gobiernos, comunidades locales y organizaciones no gubernamentales para la conservación de la biodiversidad. Nuestro trabajo cooperativo se extiende en tres escalas geográficas: nacional, ecorregional y local.

  • Planificación ecorregional: A nivel ecorregional, TNC, WWF-Colombia, el Instituto de Investigación de Recursos Biológicos Alexander von Humboldt de Colombia y la Fundación para la Defensa de La Naturaleza de Venezuela firmaron un acuerdo de cooperación técnica para adelantar trabajos de conservación en la Cuenca del Río Orinoco, que incluye la ecorregión de Los Llanos en Venezuela. Esta planificación ecorregional permitirá identificar conjuntamente, con socios locales de Venezuela y Colombia, áreas importantes para la conservación de la biodiversidad al igual que sus principales amenazas y las estrategias que permitan su conservación a largo plazo. Suministra también información estratégica a los tomadores de decisiones en los tres niveles geográficos para incorporar adecuadamente la variable ambiental en los planes de desarrollo sostenible.

    TNC trabaja en el municipio Rómulo Gallegos en la creación de una Agenda Ambiental Participativa . Construida participativamente, la Agenda busca generar políticas y lineamientos del uso del suelo y compromisos de conservación.
      
  • Áreas protegidas: TNC trabajó con el Instituto Nacional de Parques de Venezuela -INPARQUES- apoyando el Parque Nacional Aguaro-Guariquito, con una de las más grandes donaciones de tierra hechas en la historia de TNC: más de 70,000 hectáreas de zonas adyacentes al Parque Nacional fueron donadas a INPARQUES e incorporadas al área núcleo del mismo.

    Sin embargo, los Llanos continúan con una baja representatividad en el sistema de áreas públicas. Solamente el 6.1% está bajo alguna figura de conservación estricta en los sistemas de áreas protegidas de Venezuela y Colombia. Es importante apoyar los esfuerzos nacionales en torno a la identificación de nuevas áreas que puedan ser incorporadas junto con otras estrategias que permitan la conservación y uso sostenible de la biodiversidad. 
  • Tierras agrícolas: Áreas importantes de conservación se sobreponen comúnmente con áreas de interés para la expansión agropecuaria. 

    En tierras ganaderas, TNC busca trabajar con socios locales en la formulación de planes de manejo que combinen conservación con mayor productividad de los sistemas ganaderos actuales. TNC y Nestlé, junto a la Universidad de los Andes de Venezuela, trabajan en un novedoso modelo productivo , produciendo más leche y afectando menos la biodiversidad.

La sostenibilidad financiera del modelo permitirá introducir componentes de conservación como la no alteración de los cuerpos de agua en la finca, preservación de áreas boscosas y sabanas naturales, manejo de quemas y número adecuado de animales por hectárea para reducir su impacto sobre las praderas, entre otros. El modelo debe ser replicable con ajustes a lo largo de los distintos tipos de unidades  productivas existentes en los Llanos.

 

 

Créditos fotográficos (izquierda a derecha, de arriba a abajo): Gabanes y garzas paletas (Euxenura maguari y Ajaia ajaja) en Venezuela ©Mark Godfrey/TNC. Venado cola blanca (Odocoileus virginianus) en los llanos de Venezuela © Mark Godfrey/TNC.