Honduras
Bosques secos

bosqueseco


Las características exclusivas del bosque seco hondureño, que cubren más de 2 millones de hectáreas en 105 parches de bosque de la región central del país, son producto de los cambios estacionales drásticos y del clima tropical.

Los bosques secos son particularmente importantes para las aves migratorias, y en el lugar se pueden encontrar unas 50 especies de plantas endémicas.

¿Qué hace TNC?

TNC ha estado trabajando para proteger el resto de los bosques secos del país al colaborar con los gobiernos locales y el gobierno nacional, las organizaciones de conservación, los líderes de la comunidad y las universidades.

Hemos apoyado el desarrollo de un plan de acción de conservación para la Reserva del Colibrí Esmeralda que protege el colibrí del mismo nombre que se encuentra unicamente en Honduras. En San Esteban nos hemos unido con el gobierno municipal para proteger una región importante de bosques secos que se habían adquirido para incinerar desperdicios sólidos.

En estas dos áreas, TNC está apoyando el establecimiento de un proceso de gestión conjunta de tierras que involucra a organizaciones comunitarias, gobiernos locales, ONG locales y organismos de gobierno federales.

Créditos fotográficos (izquierda a derecha, de arriba a abajo): (de arriba a abajo, de izquierda a derecha): Sendero en el bosque seco de Honduras © Victor Archaga/TNC; Colibrí esmeralda en el bosque seco de Honduras © Victor Archaga/TNC; Tony Ives © Erika Nortemann/TNC.